USD 20,00

.
.

Si su imagen de la ciudad es acotada a bares de cerveza, y edificios antiguos, puede tener razón, pero también hay alternativas más novedosas.

Desde circuitos comerciales con diseñadores y propuestas emergentes, marcas icónicas de la ciudad que muestran sus procesos de fabricación con edificios y experiencias inmersivas o restaurantes modernos con propuestas innovadoras que reformulan la clásica cocina irlandesa.

Puede pasear por zonas lindantes al río que se actualizan con puentes firmados por Calatrava, arquitectura y paseos peatonales que se insertan entre edificios donde empresas tecnológicas han elegido instalar sus sedes, o disfrutar el atardecer, con una pinta en mano, en el rooftop de un hotel.